domingo, 14 de octubre de 2012

Federalismo,.... donde sentarnos y conversar.



No se si no me explico o es que algunos no me pueden o quieren comprender. Tal vez lo que pasa es que nuestros sentimientos divergen y que "El corazón posee razones que la razón desconoce".

Situo clara mi apuesta: Yo no entiendo de patrias, mi pueblo son los desposeidos de aquí y de allá. Aunque me ubique en este lugar del globo que es Cataluña, ya que no puedo evaporizarme, tengo un cuerpo y he

de asentarme en algún sitio y este sitio que es Cataluña me gusta.

Pero hoy, en el globalismo de signo capitalista, las patrias son categorías zombis como diría Beck. Manda el dinero por encima de patrias,territorios, culturas o lenguas. El poder, los señoritos globales, arrasan con lo que pueden, esquilmando a todos los demás y sin lealtad a ninguna patria.

El discurso global y el de Cataluña/España es el mismo, depende de la competencia y de los ganadores en el casino global. Más y Esperanza apostaban a la misma carta: Adelson y Eurovegas. El color que predomina y que tapan las banderas es el del dinero, más allá de las fronteras, de las culturas y las identidades.

En mi caso prefiero sumar disolviendo fronteras que crear nuevas. Y creo que en este mundo globalizado solo existe una salida contra la competencia que nos arruina y de la que los poderosos se sirven para esquilmarnos justícia y derechos: La unión, la federación de pueblos.

Sí, soy federalista y lucharé por nuevas federaciones, nunca por nuevas divisiones. Estaría muy bien en nuevas federaciones más ámplias que el Estado Español, incluso con Italia que nos Romanizó durante un tiempo, o Francia que nos bonaparterianizó, o Alemania que nos putea.. porqué no? Aunque seguramente los federalistas del lugar, en este momento prefieren empezar por hacer una República federal en el Estado español, y los libertarios hablarán de federación ibérica. Luego con la federación de PIGS....y de ahí en adelante la unión de los pueblos acabará con los caciques.

Mi pueblo va más allá del horizonte, como cantaban Quilapayún en su canción "La muralla" el que quiera que me entienda !!

A los caciques de aquí y de allá solo les interesa la crispación, los símbolos que dividen al pueblo, no los que unen. Para reinar, cada uno ha de marcar sus símbolos como identidad prevalente de sus vasallos y hacer ver que esa identidad es superior a cualquier otra, incluso a la del género humano (ver identidades asesinas de Amin Malouf)

Lo de Más y Rajoy hoy es un juego de trileros, cada uno quiere llevar la carta de la única bola que quieren que exista: La identidad, a su cubilete.

Blas de Otero glosa en su poema "España camisa blanca de mi esperanza" el desgarro permanente de esta España de identidades desgarradas, lo mismo que pasaba en Yugoslavia. Este poema siempre me ha gustado. Blas de Otero glosa el desencuentro en España, entre sus gentes, pueblos, ideologías.... el rasgón de esta parte de la geografía-mundo sujeta a terribles incomprensiones que la desgarran y clama a la esperanza del encuentro: "paloma buscando cielos más estrellados donde sentarse y conversar" Pero el encuentro siempre ha sido negado por los que utilizan la história para dividir a los pueblos, pero sobre todo para permanecer en el poder. ¿que habría de ser de Europa después de tanta guerra, de tanto oprovio, de tanta vejación, de tanto haber primado siempre las disputas entre tribus o señores? .. Probablemente, si a afrentas pasadas nos referimos, el mundo entero esté, ya de antemano, condenado.

No me negareis que la história sigue, que el discurso de unos y otros está siendo crispador....."Donde sentarnos y conversar" Blas de Otero apela al debate sereno. Pero aquí cada uno tira para un lado buscando el poder y la gloria y no se escucha nadie. Ese es el desencuentro en esta zona del planeta Mundo. Ese desencuentro lo han provocado las oligarquías de aquí y de allá.

¿Y si los pueblos hablamos? ¿ Y si planteamos procesos constituyentes desde la base aquí y allá?